Origen de la marca Jordan
Ocio,  Curiosidades

Origen de la marca Jordan

El mundo deportivo y el mundo empresarial siempre han tenido una relación muy estrecha y los resultados de esta han sido muy exitosos, y beneficiosos para los involucrados durante mucho tiempo, pero en algunos momentos hay relaciones maravillosas como sucedió con el jugador Michael Jordan y la empresa Nike.

El tan conocido jugador no se convirtió tan solo en una imagen para la marca, sino que fue un icono sumamente representativo para esta.

Contando con un repertorio amplio de productos que incluyen desde zapatillas hasta prendas de ropa deportiva y hasta de estilo casual, catapultaron a este jugador de baloncesto de la cancha, al mundo del diseño y desarrollo de accesorios y vestimenta.

El inicio en el mundo del deporte

Durante mediados del año 1984, un joven Michael Jeffrey Jordan de origen neoyorquino que estudiaba en la universidad la especialidad de Geografía, y que poseía grandes aptitudes para el baloncesto, decidió abandonar la universidad para presentarse al conocido Draft de la NBA.

Fue este el inicio de quien hoy se conoce como una de las mayores leyendas del baloncesto, convirtiéndose en un ícono no solo dentro de la cancha, sino también para la mismísima marca Nike.

La imagen de este jugador se convirtió en una marca propia, ofreciendo en la actualidad a las personas una amplia gama de zapatillas de la marca Jordan producidas por la misma empresa.

La relación que unió a estas dos grandes marcas no se dio de forma inmediata, Jordan tuvo reconocimiento y fama tan solo siendo un novato en el mundo del baloncesto, y en ese momento la indumentaria que por lo general utilizaba era de la marca Converse, que en los años 80 era la que lideraba las ventas en este sector.

En una reunión que la compañía tuvo con el joven Jordan, le ofrecieron a este la misma propuesta que le habían hecho en aquel entonces a otros jugadores como Magic Johnson, Julius Erving y Larry Bird, propuesta que no le pareció atractiva al jugador y que Converse no puede satisfacer por no poseer ninguna propuesta creativa.

Por otro lado estaba Nike, que contaba con 20 años de experiencia en venta de calzado deportivo, y que tenía las ganas de ofrecer una propuesta a Jordan, aunque este pensaba en Adidas que era una marca con mayor afianzamiento en el mercado europeo, y que se orientaba a deportes como el tenis y el fútbol.

Gracias a la intervención de la madre de Jordan, fue que este por fin decidió darle una oportunidad a lo que le ofrecía Nike, y que en una reunión que se mantuvo Phil Knight convenció al jugador que firmara un contrato con la empresa Nike.

El contrato incluía una cifra bastante alta y una serie de objetivos que en conjunto debían cumplirse a largo plazo, circunstancias que cautivaron al jugador y que fueron el inicio de las relaciones entre Jordan y Nike, dando paso después a la marca propia del jugador.

Marca Jordan Nike

Un éxito sin precedentes

La unión de un jugador con mucho talento y que se ganó el respeto y admiración de los seguidores, y de la marca con potencial que buscaba un representante a la altura, fueron los hechos que crearon la relación entre Jordan y Nike.

Un año después de haber firmado el contrato salieron al mercado las primeras zapatillas Air Jordan I para los amantes del baloncesto, batiendo el récord de ventas de toda la historia y popularizando los colores rojos y blanco en las zapatillas de este deporte.

En poco tiempo, los jugadores amateurs buscaron estas zapatillas como un objeto de importante valor.

Para el año 1985, Jordan pasó la casi toda la temporada fuera de la cancha después de haber sufrido una lesión,sin que esto afectase negativamente la imagen que ya se había ganado como una de las mejores estrellas del deporte y una de las más reconocidas.

En este mismo momento de su carrera salieron las primeras Air Jordan I para todo el público, el éxito que alcanzaron estas zapatillas llevó a Nike a producir una versión mejorada el año siguiente, y se conocieron como las Air Jordan 2.

Estas zapatillas contaban con un atractiva cubierta de textura de piel de lagarto.

Tan solo al haber transcurrido tres años, la reciente marca construida por Michael Jordan y por Nike había logrado producir una ganancia de 150 millones de dólares con tan siquiera dos modelos de zapatillas deportivas, lo que significó un éxito rotundo no solo para Jordan como jugador – empresario, sino también para Nike como empresa.

Dejar una respuesta